Presiona ENTER para ver los resultados o ESC para cancelar.

España aprueba permisos exprés para trabajadores extranjeros del sector audiovisual

El gobierno español se ha dado cuenta de que el mundo ha cambiado. De que no hay tiempo que perder. En esta nueva realidad postpandemia, en la que los permisos de residencia y las ciudadanías se han convertido en activos valiosísimos para individuos y estados, España ha dado su primer paso. Desde ya, los requisitos para entrar en el país como profesional extranjero del audiovisual se han rebajado de forma considerable.

El objetivo de la medida es doble. Por un lado, se busca una adaptación a los tiempos que vienen. Por otro, convertir al país en un centro de las producciones audiovisuales mundiales. Una dirección que ya había anunciado el presidente Pedro Sánchez en su visita a EEUU el pasado mes de julio, en la que afirmó aquello de que buscaría hacer de España “el Hollywood de Europa”. Ahora, dichas aspiraciones se han convertido en ley.

La aprobación definitiva de esta nueva Orden PCM/1238/2021 en materia migratoria se produjo el pasado 12 de noviembre de 2021. Fue ahí que se hicieron oficiales las instrucciones por las que se determinaba “el procedimiento de entrada y permanencia de nacionales de terceros países que ejercen actividad en el sector audiovisual”. Una nueva normativa rebajará los trámites burocráticos a los que se tienen que enfrentar los profesionales de dicho sector de cara a sus estancias por trabajo en España.

Contexto

Como es sabido, el sector audiovisual vive inmerso en una revolución sin precedentes, ya desde antes del Covid-19. Plataformas como Netflix, Amazon, Disney, HBOMax, Peacock, Quibi y Apple han transformado por completo el modelo de consumo audiovisual. Pero no solo eso.

Según el informe de Olsberg-SPI5, la suma de las inversiones efectuadas en 2019 por este tipo de empresas estilo contabilizó los 177 000 millones de dólares, generando 14 millones de empleos en todo el mundo. Se espera, además, que dicho crecimiento aumente en los próximos años. Y todo ello tendrá un efecto expansivo en campos que en un principio pueden parecer alejados. Ahí entraría, por ejemplo, el turismo, donde cada vez se nota más el impacto de las producciones audiovisuales —solo hay que ver el caso de San Juan de Gaztelugatxe – Vizcaya (Juego de Tronos)—.

Con esto en mente, el gobierno español trazó en su momento el plan «España Digital 2025» (ED2015), en el que se planteaba como eje principal el mejorar el atractivo de España como plataforma audiovisual europea. El objetivo era el incremento del 30% de la producción audiovisual en nuestro país para el año 2025.

España parte de una buena posición de partida, tanto a nivel de infraestructuras como de talento nacional, pero hasta hace poco debía enfrentarse a una falla: los procesos burocráticos para la entrada de talento de la mano de producciones extranjeras. Eso es lo que se ha intentado cambiar con las modificaciones legales del 12 de noviembre de 2021.

Nueva legislación

A esta nueva legislación promovida por el gobierno podrán acogerse todos aquellos artistas, técnicos y profesionales extranjeros que vayan a ejercer actividades enmarcadas en el sector audiovisual, actividades artísticas ante el público o destinadas a la grabación de cualquier tipo para su difusión por diferentes medios masivos.

Sus trazos más importantes son los siguientes:

  • Ya no se requerirá acreditar una experiencia laboral de, mínimo, tres años o presentar una titulación; tampoco el mantener una relación laboral previa de tres meses con la empresa contratante.
  • Los plazos para resolver las solicitudes se han acortado: entre 10 y 20 días para que el Estado emita una respuesta.
  • Habrá una primera vía para los profesionales del sector audiovisual…

Fuente original